top of page
Buscar
  • Foto del escritorEva Débia

Presentación Disco "Letra y Música de Latinoamérica", de Coro Alumni UC


El Salón de Honor se repletó por la presentación del primer CD del Coro Alumni UC, integrado por ex alumnos de esta casa de estudios, bajo la dirección de Karin Friedli. El disco titulado “Letra y Música de Latinoamérica” es el resultado de un trabajo que se extendió por dos años y que reúne poesía y canciones de autores latinoamericanos.


La versatilidad y la calidad son dos de las cualidades que distinguen al coro Alumni UC integrado por profesionales egresados de diferentes carreras o postgrados de la Universidad Católica. Este grupo se ha presentado en importantes escenarios del país, como el Teatro Municipal de Santiago y el GAM. A principios de año, participó en el Encuentro de Música Sacra realizado en el campus Oriente y en la iglesia de la Veracruz; en octubre pasado en una misa latinoamericana presentada en la iglesia San Ignacio de Loyola junto al grupo folclórico “Reflejo de luna”. Y con anterioridad en un tributo a Abba & Pink Floyd, realizado en la Universidad de Los Andes, entre otras presentaciones. Además, ha organizado dos encuentros corales, contando siempre con un marco importante de público y gran convocatoria de agrupaciones vocales. El coro de ex alumnos está formado por 25 coralistas que, cada viernes por la noche, se reúnen a preparar sus presentaciones. Cabe destacar también que la agrupación cuenta no solo con integrantes nacionales sino también de Alemania, Francia, Perú y Venezuela.


La presentación del CD se enmarca en la celebración de los 10 años de existencia del coro. Así lo explica su directora, Karin Friedli: “Pensamos que una maravillosa manera de celebrar nuestros 10 años de vida era grabando un disco. Antes habíamos participado como invitados en una producción del Coro de la Facultad de Medicina, pero teníamos el desafío de tener nuestro propio disco como únicos intérpretes”.


Consultada sobre cómo se eligió el repertorio la directora señaló que: “Como directora tuve la idea de hacer un disco que sirviera como una pequeña muestra del talento compositivo y literario de nuestro continente, además que destacara la excelente calidad vocal e interpretativa de nuestro coro. Teniendo esto en mente, fui recolectando partituras que ya había cantado antes, o que encontré en distintos viajes por América, o partituras que los mismos integrantes me recomendaban. Vivimos en una región tan rica en lo artístico que fue fácil encontrar buen material”.


Karin Friedli agrega que “desde inicios del siglo pasado hasta ahora, hay una mirada academicista de la música clásica que nos mantiene centrados en Europa como referente de lo bueno, y relegando a un plano menor lo que se hace en América. Este disco se suma a la mirada americanista que intenta colocar en una posición más trascendente al quehacer cultural local. No estamos haciendo ningún "rescate" ni mucho menos, solamente un muestrario de la alta calidad y profundidad poética, musical, artística en general de nuestra tierra”.


Durante la presentación se interpretó el disco completo que contempla las siguientes canciones: “La vida total” (letra: Patricio Manns, música: Eduardo Carrasco, arreglo: Jorge Sharp / percusión: Luis Mancilla); “La lluvia” (letra: Eduardo Galeano, música: Gabriel Núñez); “Campo afuera” (letra y música: Carlos di Fulvio, arreglo: Eduardo Ferraudi); “A la orilla del estero” (letra: Miguel Arteche, música: Juan Amenábar); “Kadu Wallum” (arreglo: Héctor Bisso); “Tres canciones de cuna: Miedo, Yo no tengo soledad, La noche” (letra: Gabriela Mistral, música: Carlos Guastavino); “Pasas por el abismo” (letra: Amado Nervo, música: Manuel Ponce); “La jardinera” (letra y música: Violeta Parra, arreglo guitarra: Ricardo Acevedo, arreglo coral: William Child; guitarra: Luis Mancilla).


A las interpretaciones antecedió la lectura de algunos textos como fragmento de “Memoria del fuego” de Eduardo Galeano; “Secuestro de la mujer de Antonio”, de Nicolás Guillén; “Farewell” (extracto), de Pablo Neruda; “Verde primavera” (Kadu Wallum), tradicional mapuche; “Los hijos infinitos”, de Andrés Eloy Blanco; “Romance de barco y junco”, de Óscar Castro; y “Mundo ideal”, de Eva Débia Oyarzún.


Uno de los momentos más emotivos del acto se produjo cuando la directora pidió un momento de silencio en recuerdo de Kathy Donoso, destacada soprano solista, quien falleció hace un par de meses.


La directora destacó el entusiasmo y entrega de los integrantes del coro quienes por años ensayan todos los viernes por la noche. Y también agradece a sus familias “que han debido comprender ausencias por tantos conciertos, ensayos, grabaciones, reuniones de gestión, etc.”.


2 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page